Mejor una casa rural con muchas vistas

Mejor una casa rural con muchas vistas

Ya llegó el verano, y si aún no has pensado donde pasar unos días de descanso, deberías tal vez considerar la posibilidad de alquilar una casa rural, para conocer un poco más a fondo la geografía y la historia de tu propio país, de comprobar desde una atalaya privilegiada la profunda e intensa emoción que producen los campos de Castilla, como le sucedió a uno de nuestros poetas más universales, Antonio Machado, o descubrir los más antiguos vestigios del hombre en la Península Ibérica, en Atapuerca –Burgos- el yacimiento arqueológico y paleontológico que los alberga  y que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad. Pero es posible que te gusten los castillos, podrías buscar una casa rural en alguna bella población de Jaén, muy cerca se encuentra la famosa ruta de los castillos y batallas, podrás recrear in situ antiguas escaramuzas de miles de guerreros, casi podrás escuchar el sonido de los hierros de las lanzas, los escudos y armaduras. Y mucho más, rutas en bicicleta, o a caballo, caminatas por el monte, visitas culturales, sendas de ecoturismo, enoturismo, barranquismo, actividades de horticultura y de granja, especialmente para los más pequeños. Las posibilidades son ilimitadas, porque cada uno puede crearse su plan a partir de la contemplación de los mil paisajes sobrecogedores que nos ofrece ese balcón maravilloso que tenemos tan cerca. Vamos a abrirlo, y encuentra tu ubicación.

Una plataforma que te permite filtrar tus decisiones

Al existir una oferta tan amplia de casas rurales, alojamientos rurales, hoteles de montaña, apartamentos rurales, masías, restaurantes, etc., y si tu objetivo es pasar las vacaciones en un sitio rural en plena naturaleza y alejado del mundanal ruïdo, lo mejor que puedes hacer es recurrir a una plataforma que trabaje con toda esta oferta de casas rurales, alojamientos, restaurantes y de actividades. En Ruralzoom, Plataforma que recoge la oferta turística completa, encontrarás con su buscador un alojamiento que te guste, en cualquier zona, de forma sencilla e intuitiva, para que lo hables directamente con el propietario como se ha hecho siempre. Si buscas cercanía y autenticidad, la encontrarás en esta plataforma, te lo podemos confirmar con la propia experiencia.

El encanto de los Campos de Castilla

La primera edición del libro de poesía Campos de Castilla de Antonio Machado es de 1912, y tal y como escribió más tarde el propio autor “cinco años en Soria orientaron mis ojos y mi corazón hacia lo esencial”. Angel González, estudioso de la figura de Machado informa que el Machado “misterioso y silencioso”, tímido, lírico, mutó en su choque con la Castilla profunda, hacia un poeta nuevo que no teme a expresar con contundencia sus juicios, para manifestarse sin adornos, el Machado ético, regeneracionista y patriótico.

Si piensas que deberías recorrer este verano la Castilla profunda, dejarte envolver por las mismas sensaciones que inspiraron al poeta, busca uno de los alojamientos de la plataforma Ruralzoom que te acerque a Soria y adéntrate en el misterio de su paisaje, podrás descubrir ese olmo viejo a la orilla del Duero que reverdece en primavera, los ángulos oscuros y azulados de los picos de Urbión, o la Laguna Negra.

Por la ruta de los Castillos y las Batallas

En la provincia de Jaén esta ruta recorre y recuerda algunos de los episodios más importantes de la historia de la provincia de Jaén. En sus paisajes, ciudades, villas y pueblos tuvieron lugar batallas que cambiaron la historia de la España de entonces. Así, una de las primeras fue la de Baécula, que enfrentó a romanos y cartagineses en el 208 A.C. Más al norte, en el límite con Castilla La Mancha, en el año 1212 tuvo lugar la famosa batalla de las Navas de Tolosa, que supuso la pérdida de la hegemonía árabe en la península ibérica. Y siglos después, en 1808, la batalla de Bailén terminó con la ocupación francesa en España. Toda la geografía de Jaén está plagada de los castillos más impresionantes de España –Vilches, La Mota en Alcalá la Real, Alcaudete, Santa Catalina, Santa Eufemia, El Berrueco, Torredonjimeno, entre otros-. Estas fortalezas medievales están situadas en montículos, cerros y atalayas de inmensa belleza, por lo que tienen un indudable interés como bienes del patrimonio histórico. Todo este acervo cultural e histórico se merece tu visita, no solo pasando por allí, de camino a la costa o a otra provincia, quedarse, ver sus magníficos castillos, su paisaje, su maravillosa sierra de Cazorla, hay mucho que disfrutar.

Atapuerca, los primeros humanos peninsulares

Los Yacimientos de Atapuerca, en Burgos, son de los más importantes del mundo, el descubrimiento de este lugar ha hecho replantearse a la comunidad científica las bases de la evolución humana, aportando una visión nueva a nuestro “árbol genealógico”, por lo que se declaró Patrimonio Mundial de la Humanidad en 1997. La visita a los yacimientos se realiza a través de la “trinchera del Ferrocarril”, donde se han encontrado los distintos sedimentos de fósiles. Se visitan la “Sima del Elefante”, “El Complejo Galería” y la “Gran Dolina”. Fósiles de gran importancia como los del Homo Antecessor y el Homo Heidelbergensis.

Alquilar un alojamiento rural en Burgos para tus vacaciones, cerca de Atapuerca, -hay una oferta muy variada- te permitirá conocer de cerca estos descubrimientos de nuestro rico patrimonio científico y cultural.

Recorrer tu país, teniendo tu “campo base” en una preciosa casa rural, hotel rural, apartamento rural, que podrás encontrar a golpe de un “clic” , es una decisión muy acertada para estos días próximos de descanso vacacional, las primeras vacaciones después de un tiempo incierto, para olvidarte de la ciudad y encontrar escenarios nuevos, horizontes con montañas, con verdes laderas, que tal vez no habías conocido nunca. La naturaleza en estado puro, los grandes espacios, los valles, los pueblos olvidados de lo que ahora se denomina la España vaciada te van a permitir aproximarte a los verdaderos valores, tus raíces, aunque aún no lo sepas. Lo rural es el origen común que llevamos en nuestro interior, se merece también un reencuentro.

 

Deja una respuesta